Una mirada al pasado sin perder de vista el futuro  

  Estas en: Portada arrow Artículos digitales arrow Soria 9 vuelve de Ifni

Menú principal
Portada
Bienvenida
¿Dónde está IFNI?
¿Cómo llegar a IFNI?
Un poco de historia...
Acerca de...
Contenido
Noticias
Colaboraciones
Artículos digitales
Proyectos solidarios
Libros - Revistas
Documentos
Gastronomía
Recursos
Foro
Eventos
Fotos (en Facebook)
Videos (en Vimeo)
Enlaces de interés
Preguntas Frecuentes
Contactar
Búsqueda avanzada
Mapa del Sitio
Acceso
Teclee sus datos:





¿Recuperar clave?
Para obtener acceso, por favor, contacte con el Administrador.
¿Quién está en línea?
Hay 2 invitados en línea
Datos del Portal
Usuarios registrados: 322
Noticias y Artículos: 874
Enlaces de interés: 94
     

Sindicación


  El Rincón de Sidi Ifni
Este sitio está diseñado
para verse mejor con una
resolución mínima de
1024x768


Creative Commons License

Soria 9 vuelve de Ifni Imprimir E-Mail
Artículos digitales
Escrito por Antonio Burgos   
viernes, 27 de marzo de 2009

Fuente:  abcdesevilla.es

Era una tarde de junio y de campanas. Anochecía. En la Plaza Nueva se había celebrado una misa de campaña en acción de gracias. El batallón expedicionario del Regimiento de Infantería Soria número 9 y otras tropas de la guarnición de Sevilla regresaban victoriosas de África. Aunque sea difícil pensar lo contrario, no era el siglo XIX, sino los comedios del XX. No se había librado la batalla de Tetuán, la que desde entonces da nombre a una calle de Sevilla; los sables de los escuadrones de Caballería no habían cerrado contra los moros en la heroica carga de Taxdirt. Era 1958. Soria 9 volvía de la guerra de Ifni. Quiero decir que Sevilla volvía, una vez más, de la eterna guerra de África, donde siempre hubo un barranco del Lobo con una fuente que mana sangre de los españoles que murieron por su patria allá por tierras del moro, allá por tierra africana, como una copla de pena y chumbera.

Nos enteramos cuando Soria 9 volvía de Ifni, pero no cuando había ido. Fue una guerra lejana y secreta, prohibida por la censura. Apenas supimos que había muerto heroicamente Francisco Rojas Navarrete, alférez de complemento, el primer caído de las Milicias Universitarias, que mandaba la 1ª Sección de la 1ª Compañía del Batallón Expedicionario de Soria 9. Compañías enteras de paracaidistas habían sido copadas y aniquiladas sin que España se enterara. Yo sabía que un batallón de Soria 9 había partido hacia Ifni porque me lo contó un dependiente de la sastrería de mi alfayate, Manuel Oliver de los Reyes, chorreón de Castilleja, soldado voluntario en el regimiento, cuya compañía se libró por tablas de ir a África. Aquella tarde de junio en que Soria 9 volvía, Manolo Oliver me contó lo que le comentaron sus expedicionarios compañeros, terrible africana guerra ignorada:

—Antes de entrar en combate en Tafraux Beni Aix un jefe dijo que prepararan cincuenta camas y veinte ataúdes.

El Sangriento. Junto a los naranjos de la Plaza Nueva, donde Sevilla daba las gracias a Dios por la vuelta de sus soldados, supe por qué a Soria 9 desde tiempos de los Tercios de Flandes le llamaban El Sangriento. La misa había terminado y empezaba el vespertino desfile de la victoria. Se veía que aquellos uniformes de los soldados de Soria 9 habían estado en el desierto de Ifni. El caqui de las guerreras y de las gorras montañeras se les había vuelto de una color terrosa, asolanada. Traían toda la calor y todo el polvo del Sahara. Fue la vez primera que vi unidades militares con un pañuelo de color anudado al cuello abierto de la guerrera. Pañuelos azules, amarillos, verdes de las compañías que se habían batido el cobre contra los moros en un retrasado siglo XIX. Cuando volvieron de la batalla de Tetuán tuvo que ser como ahora que Soria 9 desfilaba por la Avenida en orden de batallón, a los sones de viejas marchas de antes de la guerra, «Heroína», «Los generales», y los aplausos también sonaban antiguos, a guerra carlista o a frente de Peñarroya.

Soria 9, tan sevillano, tan del cuartel del Duque, tan de Juan Belmonte de soldado de cuota, tan de pistolas amartilladas en su cuarto de banderas el 18 de julio, tan de sacos terreros cargados por sus soldados para contener la riada del Tamarguillo en 1961, tan de batallón de carros en Las Canteras de Alcalá, tan de CIR de Cerro Muriano, tan de guardia pelada en el cuartel de San Fernando, tan de banda de ensueño tras un palio, tan de don Pedro Gámez Laserna poniendo su música cuando «Pasa la Macarena», cumple ahora 500 años. Las picas que pintó el sevillano Velázquez al fondo de «La rendición de Breda» eran las armas de este regimiento tan nuestro. Las que yo vi volver de África, siempre victoriosas, una tarde de junio, no sé si de 1958, no sé si del siglo XIX: «Legionario de la gloria/fue siempre Soria en campaña,/juramos seguir tu historia/al grito de ¡Viva España!».

Comentarios
Buscar
¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios!
Temporalmente se han desactivado los comentarios anónimos por estar sufriendo un ataque de SPAM masivo (mensajes plublicitarios no deseados). En cuanto sea posible se activará esta función nuevamente.
No obstante, si desea dejar un comentario sin estar registrado, por favor, use el formulario de contacto disponible, indique el artículo al que desea hacer el comentario, el nombre o apodo que desea usar y el texto del mismo.
Nosotros nos encargaremos de publicarlo por usted.
Disculpen las molestias
David  - Consulta sobre el Cuartel del Duque   |01-11-2011 08:12:47
Buenos días, mi abuelo perteneció al Soria num 9, aunque la información que necesito se produce en otro momento de la historia, cuando era sólo Regimiento de Infantería num 9, del año 34 al 36. Necesito saber si el Cuartel del Duque contaba con camas para aquellos soldados que no tuvieran recursos suficientes para vivir de alquiler en algún apartamento.

Saludos y gracias
MPulido  - Aclaraciones al Sr. Burgos   |29-03-2009 17:44:02
Al ABC de Sevilla he enviado la siguiente rectificación: Sr. Burgos, en ningún caso hubo en la guerra de Ifni-Sahara "COMPAÑIAS ENTERAS DE PARACAIDISTAS ANIQUILADAS"; dígale al dependiente de sastrería o cualquiera otra persona que se lo contó, que esa información es totalmente FALSA; los que tomamos parte en aquella guerra sabemos las bajas que hubo. El descalabro mas grande lo sufrió una Cía de la XIII Bandera de la Legión en Edchera (Sahara), y aún siendo grande nunca fué aniquilada. Fdo: Un Veterano ex-combatiente

3.26 Copyright (C) 2008 Compojoom.com / Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 
< Artículo anterior   Artículo siguiente >
PortadaAcerca de...Contactar
Este portal es un PROYECTO PERSONAL y NO está vinculado a ninguna asociación o grupo.
Los artículos de colaboración y las opiniones y comentarios de los usuarios son de su entera propiedad y responsabilidad,
expresados con total libertad y sin ningún tipo de censura por parte del Administrador o sus colaboradores.
El Rincón de Sidi Ifni, 2009-2017